amazon

5 Consejos para sanar emocionalmente

 

5 consejos para sanar emocionalmente





Todos tenemos heridas emocionales 

Hay momentos en la vida que nos dejan deshechos. Puede ser la muerte de un ser querido, una ruptura de pareja, malas acciones de nuestros seres queridos hacia nosotros, traiciones, infidelidad, maltratos, o incluso dolores morales por cosas que nosotros hayamos hecho equivocadamente. Este año de pandemia causó muchos estragos y dejó mucha gente herida en muchos sentidos, por lo que me parece el momento ideal para hablar de este tema, ya que se avecina un nuevo año y con él nuevos comienzos y esperanzas.

Una persona con heridas emocionales no atendidas debidamente es una persona que anda por la vida triste, de mal humor, con pesimismo, en ocasiones se aisla, tiene insomnio, ansiedad, carece de voluntad y motivación para hacer diferentes cosas. A veces puede agravarse y deprimirse (circunstancia que requiere sí o sí terapia y un tratamiento adecuado) o desarrollar enfermedades físicas de distinto índole. Pero a nosotros nos gustaría comenzar a sanar antes de que esto último suceda. Si ya tienes un diagnóstico profesional de depresión estos consejos te pueden ayudar a sanar más rápido pero lo más importante para tí es la terapia y hacer correctamente el tratamiento que tus médicos consideren.

Consejos para sanar emocionalmente

1) Toma tiempo de calidad para ti mismo

Esto es muy importante y es el primer paso que yo doy en cualquier momento en que siento stress o malestar de algún tipo. Me ayuda muchísimo a frenar el avance del malestar. Tomar tiempo para mí, en soledad, haciendo lo que me gusta. Estos son buenos momentos para comenzar un hobbie, algo que te apasione o te guste y siempre has querido hacer. En mi caso es la pintura, que además de hobbie es un trabajo para mí porque muchas de las pinturas que he hecho las he vendido y me han generado un interesante dinero extra. 
Además de desarrollar alguna habilidad a través de tu hobbie puedes leer, caminar en un parque, caminar por la ciudad, tomar un paseo en autobús por un lugar bonito de la ciudad o el campo, toma baños relajantes, ve a la playa o a un río, a la montaña o el campo, a cualquier lugar de la naturaleza y da un paseo o siéntate a contemplar la naturaleza
Otra cosa que ayuda mucho a despejarnos es hacer cualquiera de estas actividades pero escuchando música. La música que te guste! Si es divertida, mejor. Cuanto más tranquila o divertida sea mejor. Trata de no elegir canciones muy densas o tristes porque esto seguramente potenciaría tu estado en lugar de mejorarlo.

2) Escribe

Existe algo llamado escritura terapéutica. Por algún extraño motivo, cuando ponemos lo que pensamos y sentimos en un papel nuestro cerebro comienza a desprenderse de esos pensamientos y emociones. Comenzamos a pensar menos en ellos e incluso a verlos desde otros puntos de vista menos tóxicos. Hace poco he comenzado mi diario de pensamientos y sentimientos y puedo dar fe de que funciona y ayuda muchísimo a pensar menos en las cosas que no hacen daño al escribirlas. Pienso que tiene mayor efecto cuando se escriben las cosas tal cual las pensamos o sentimos en lugar de ponerlas "en clave" o tratar de minimizar o cambiar algunas cosas por vergüenza o miedos. Si no quieres que nadie lo lea solo tienes que esconderlo bien. También puedes escribir y luego quemar el papel como acto simbólico de querer deshacerte de esos pensamientos que te hacen tanto daño. De verdad, te animo a probar este consejo porque a mí me ha funcionado muy bien

3) Respira y Medita

Respirar es algo que hacemos mecánicamente y que influye tremendamente en nuestro estado de ánimo y a nivel físico. La respiración regula nuestro ritmo cardíaco y por ende el ritmo de todos los órganos y sistemas de nuestro cuerpo. Antes de meditar debemos respirar. Sentados o recostados en una posición cómoda que nos permita estar quietos mucho tiempo, debemos respirar profundamente durante varios minutos inhalando por la nariz hasta llenar nuestros pulmones, reteniendo el aire un par de segundos, y luego exhalar por la boca lentamente. Repetir ese ejercicio como mínimo 10 minutos y cada vez la respiración debe ser más calmada y profunda. Notarás como tu mente comienza a centrarse en la respiración y disminuyen o desaparecen los pensamientos. Con algo tan simple como la respiración podemos lograr cosas que parecen tan difíciles cuando estamos alterados llenos de pensamientos interminables.
Una vez que te sientes muy relajado y con la mente tranquila gracias a los ejercicios respiratorios, puedes meditar. Para esto solo tienes que respirar normalmente al ritmo que pida tu cuerpo (un ritmo sereno ya que estarás relajado) y no prestar atención a tus pensamientos. Los pensamientos seguirán llegando a nuestra mente porque es prácticamente imposible dejarla en blanco a menos que tengas un entrenamiento diario e intenso de meditación durante muchos años. Lo importante es ser conciente de ellos, pero no dejarlos que se queden en tu mente y comenzar a enredarte con ellos. Por ejemplo, si recuerdo que me olvidé de cerrar la puerta de mi habitación, no me pongo a pensar en que mi perro va a entrar y va a ensuciar el piso limpio y en todas las cosas que pueden romper o ensuciar. En lugar de eso simplemente no le presto atención y continuo observando los demás pensamientos que lleguen a mi mente sin involucrarme con ninguno.
Otro ejercicio de meditación es recordar todo lo que has hecho durante ese día lo más detalladamente posible, desde que te levantas hasta que te acuestas, y de nuevo no involucrarte con las situaciones. Solo recordar. 
La meditación trae múltiple beneficios para la salud física y mental. Todos deberíamos practicarla a diario, tengamos o no heridas emocionales para sanar.

4) Cambia tus hábitos

Muchas veces cuando pasamos momentos difíciles descuidamos algunos aspectos que pueden parecer insignificantes pero influyen mucho en nuestro estado de ánimo y en nuestra percepción de nosotros mismos. Por ejemplo, ducharse a diario, cuidar nuestra piel y cabello con rutinas de belleza, sacarnos el pijama y arreglarnos, hacer ejercicios.

También es frecuente el insomnio en situaciones de stress, por lo que quiero compartir con ustedes tips que me han servido en mi lucha con el insomnio. Comencé a tener insomnio hace unos cinco años tras una situación de mucho stress en mi vida. Hoy he superado esa situación e incluso he visto lo positiva que al final ha resultado en mi vida (todo sucede por algo y a veces los cambios que surgen son muy buenos para nosotros) de modo que ver ese lado positivo me ha ayudado a superar el rencor que sentía. Pero sin embargo el insomnio no se fue. A partir de ese momento cada situación estresante en mi vida, aunque fuera pequeña, me causa insomnio. Entonces comencé mi búsqueda para sanar ese malestar que tanto daño hace a la mente y al cuerpo. Los tips que realmente me funcionan son estos:

  • Despertar temprano todos los días incluso los fines de semana.
  • Acostarme temprano para dormir
  • Beber infusiones relajantes durante el día (tilo, manzanilla, melisa, poleo, pasionaria) y SUPRIMIR bebidas estimulantes (café, té, yerba mate)
  • Hacer ejercicio físico de cualquier índole
  • Limitar el uso de pantallas y la actividad en general por la noche
  • Leer antes de dormir
  • Tener una rutina relajante por la tarde o por la noche. Puede ser bueno incluir un baño relajante, música relajante, velas aromáticas de lavanda, luces tenues.

Estos son los tips que me ayudan todos los días a dormir bien. Cuando una persona tiene insomnio comienza a valorar lo que una buena noche de sueño puede hacer por nosotros. Si tu problema de insomnio no mejora o sientes que es imposible de manejar para ti, no pierdas tiempo y busca ayuda profesional. La salud primero!

5) Toma la vida con calma y mejora tu vida social

Tomar la vida con más calma, aceptando lo que no puedes cambiar, es fundamental. No poner tanta energía en las cosas que te hacen mal. Tratar de disminuir el efecto que tienen en tu vida ignorándolas si es posible o alejándote de ellas. Dejar ir cosas o personas a las que estás acostumbrado o aferrado de alguna manera no es fácil, nunca. Ni siquiera cuando esa persona te hace daño. Pero si ese es el caso debes juntar valorar y dejarla ir. Salir de círculos viciosos es básico para que puedas tomar las riendas de tu salud y de tu vida, y sanar. Seguramente dar ese paso será ir contra la corriente y en contra de muchas cosas y personas, pero si se trata de tu bienestar te animo a no tener miedo! y valorar de una vez por todas tu vida a ti mismo/a.
Busca comunidades que te sumen y te ayuden a salir de tus estados negativos, a través de nuevas actividades que puedas desarrollar o nuevos lugares de trabajo o residencia. Fortalece las relaciones que ya tienes y te hacen bien. Estrecha vínculos con los amigos y familiares con los que te sientes bien, invitándolos frecuentemente a realizar actividades juntos y a conversar. 
Aunque no sea fácil y debas hacer Súper Esfuerzos para lograrlo, si tienes mal carácter habitualmente y notas que eso daña tus relaciones, debes hacer lo imposible para cambiarlo. Pues el ser humano es un ser social y aislarse no es bueno para nuestra salud mental. Esto mismo aplica para otros hábitos socialmente incorrectos, como lenguaje violento o inadecuado y diferentes manías que pueden resultar molestas para las personas en general.


Amigos del blog estos fueron mis 5 consejos para sanar emocionalmente, espero que los aprovechen y comiencen a mejorar su vida. 

No sientas miedo de buscar ayuda si la necesitas

Como extra quisiera agregar que leer libros de autoayuda, terapias orientales, yoga, aromaterapia, masajes, etcétera sirven muchísimo también, así como ir a terapia psicológica si sientes que necesitas hablar con alguien de todo lo que te sucede, estas confundido o tienes autoestima baja. No sientan miedo o vergüenza de buscar ayuda profesional, es de suma importancia que lo hagas si de verdad lo necesitas. 


Recomendación final: 

te invito a explorar el canal de youtube de Gaby Vargas, el cual contiene muchísima y valiosa información sobre salud emocional. Creo que puede gustarte!

Pregunta: ¿Qué opinas de estos consejos? ¿Crees que pueden servirte? Cuéntame en los comentarios lo que desees
Uso cookies para darte un mejor servicio.
Mi sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia. Acepto Leer más